Proteínas en la orina

Uno de los elementos que se pueden chequear al solicitar un análisis urinario es la presencia de proteínas en la orina. Por lo general se pide este análisis para determinar si hay albúmina en las muestras solicitadas. Otra de las razones para solicitar un análisis de este tipo son las sospechas de algún tipo de enfermedad renal.

En los procedimientos de detección de proteína en la orina por lo general se recurre a pruebas con tiras reactivas. Es necesario utilizar este método porque la cantidad de proteína que puede quedar en la orina es tan pequeña que no puede ser detectada bajo otro sistema. En ciertos casos, de todas maneras, habrá que tener en cuenta que la presencia de proteínas en la orina puede ser indicio de un aumento de la cantidad total de proteínas en sangre (esto puede suceder también cuando los riñones no muestran signos de malfuncionamiento).

Cuando se toma una muestra de proteínas en la orina los valores considerados normales están ubicados entre 0 y 8mg/dL (siempre y cuando nos refiramos a muestras de tipo aleatorio). Una muestra de 24hs, en cambio, debe mostrar una cantidad de proteínas menor a los 150mg.

La presencia de proteínas en la orina puede ser un indicador de diferentes enfermedades. En ocasiones es el elemento que da pistas para detectar un tumor en la vejiga, nefropatía diabética, lupus eritematoso, hipertensión de tipo maligno, poliquistosis renal, infección urinaria e intoxicación con metales pesados. Al preparar una muestra de orina en análisis de este tipo es importante recordar que algunos medicamentos pueden generar interacciones. Asimismo, hay que tener en cuenta que algunos estados emocionales y condiciones médicas (como los cuadros de deshidratación o la práctica de ejercicio en forma vigorosa) pueden alterar los resultados de los estudios para medir la presencia de proteínas en una muestra de orina.

Fuente: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/003580.htm